martes, 2 de agosto de 2016

¡Mira!


¡Mira! no tengo más intenciones
que despojarte los miedos,
déjame llevarte, deja que te tiente,
y cae en la tentación,
mira que no es otra mi pretensión
más que la de hurtar las tristezas
que te abruman,
mira las penas en mi mirada,
ya un poco gastada ante la desilusión,
mira también en ella mi esperanza
que no se agota, más allá de la
desolación de mi alma,
mírame sin indiferencia,
y sácame esta ausencia de vos,
mira que sos lo único que quiero,
mira, por favor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario